17 ago. 2010

La Orientación del Profeta acerca del ayuno

La Orientación del Profeta acerca del ayuno




Tomado de Zaadul Ma'ad, 2/28-29
Ibn Qayyim (rahimahullaah)

Traducido por: Umm Sufyaan
Al Castellano por: Hayat al’andalusia.


El propósito de ayunar es restringir al alma de los deseos y para apartarla de las cosas que ya se ha acostumbrado, y para equilibrar la fuerza del alma del deseo, de modo que pueda estar preparada para alcanzar lo que se encuentra en el máximo grado de felicidad y Deleite para el alma, y la aceptación de lo que purifica para su vida eterna.

 (Por el ayuno) uno limita su hambre y sed de su nitidez e intensidad, y se acuerda de las condiciones de los estómagos hambrientos de las personas necesitadas. (El ayuno) estrecha las vías del Shaytaan en el siervo (de Allah), al estrechar los pasillos de la comida y la bebida. Además, contiene la fuerza de las extremidades de dar forma a su carácter dominante de lo que es perjudicial para él en este mundo y en el más allá.


Y, (en ayunas) domina todo el cuerpo y la fuerza de alma de (tras sus) caprichos, y los encauza por el buen camino.

Porque, sin duda (el ayuno) es la brida del [Muttaqun] justos y temerosos de Allah y el escudo de los guerreros [un escudo entre ellos y el] infierno del fuego.

Y, es el ejercicio (espiritual) de los Abrar [piadosos y justos] y los más cercanos [a Allah]. Y, está (listo) para el Señor del universo, de todas las acciones [implementado para] el amor de Allah.

Pues en verdad la persona que ayuna no hace nada; se limitó abandonar sus deseos, su comida y bebida por Aquel a quien adora.


Por lo tanto, (en en el ayuno) está el abandono de las cosas amadas y deseadas por el alma, favoreciendo en cambio el amor a Allah y el su Placer. Y, es un secreto entre el siervo y su Señor, nadie más es consciente de ello, sólo él. Y los siervos (de Allah) deberían estar al tanto de (su) abandonos exteriores que pueden romper el ayuno.

Sin embargo, como para él abandonar su comida, la bebida y los deseos por la causa de Aquel a quien adora,luego esto es algo que la humanidad no es consciente de ello y, seguramente esa es la realidad de ayuno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada